martes, 15 de mayo de 2012

Jung y el circulo sagrado

Archivos de la Bruja Verde. Grupos Msn Wicca Celta. Fecha: 31/12/2007




Jung y el circulo sagrado


De: Prof_Juan_Carlos1

Para desquitar mi larga ausencia, les pongo una reflexión de mi psicólogo favorito respecto al círculo mágico.

El libro es psicología y alquimia del doctor Jung. Aquí, analiza 500 suelos de una misma persona pero sin saber casi nada de esta persona, quien monitorea los sueños es una doctora. Jung solamente va hilando la realidad del mundo de los sueños con la simbología de la alquimia que tiene mucho de magia, así como va comparando el contenido de los sueños con las estructuras del inconciente colectivo.
Les trascribo lo siguiente:
Sueño: Una serpiente describe un circulo alrededor del soñante. Este esta arraigado en el suelo como un árbol.
Comentario: Describir un circulo mágico es un medio mágico antiquísimo de que se sirve quien tiene un propósito singular y secreto. Con el se defiende contra los perils of the soul (los peligros del alma) que lo amenazan desde afuera y que ponen en peligro al que esta aislado por un secreto. Inversamente, se recurría a este medio desde la antigüedad para confinar dentro del círculo una parcela de terreno que debía ser sagrada e inviolable y se trazaba en torno a ella el sulcus primigenius, por ejemplo, en las fundaciones de las ciudades. El que el soñante se encuentre arraigado en el centro del círculo, es una compensación de su casi incontenible impulso de huir del inconciente. Después de esta visión, experimentó una agradable sensación de alivio, y era justo que fuera así, porque había logrado crearse un temgog (una parcela de tierra separada y consagrada a la divinidad, que a menudo era un bosquecillo) protector, una zona de tabú en la cual era posible vivir el inconciente. En tales condiciones de aislamiento, que antes era inquietante, se convierte en una intención dotada de un sentido acorde con un fin y por eso desprovista de su carácter angustioso.
Fuente: Jung, Carl Gustav. Psicología y alquimia. Editorial Tomo, México. Páginas 73-74.